Edición Online

EDICIÓN ONLINE

COMPRA:

VENTA:

COMPRA:

VENTA:

Agricultura, Agronegocios

“El año pinta para ser muy bueno por los niveles de precio en el frijol”: Caades.

  • Compartir

Marco Díaz

Culiacán, Sinaloa, a 4 de febrero de 2021.- Si bien el precio del frijol ofrecido por acopiadores bajó drásticamente, tras iniciar en hasta 45 pesos por kilogramo, actualmente el precio ronda los 30 pesos por kilo, informó Gustavo Rojo Plascencia.

Luego de las especulaciones que se han viralizado, por supuestas ofertas de hasta 12 pesos por kilogramo, el líder de la Confederación de Asociaciones Agrícolas del Estado de Sinaloa aseguró que hay condiciones para que se logren precios rentables de entre 28 mil y 30 mil pesos por tonelada.

“Una de las buenas acciones que están tomando algunas de las asociaciones agrícolas son, cuando los productores se acercan a hacer sus servicios al frijol (cribado), se les ofrece un mes de almacenaje sin costo, eso sirve para no desesperarse y estar presionados a vender en el momento. Son acciones que apoyan a tomar buenas decisiones y no desesperarse”.

Rojo Plascencia aseguró que hay condiciones para que haya buenos precios y consideró normal que, al comenzar a surtirse los canales de distribución de frijol, el precio baje, sin embargo, hay opciones para que los productores no caigan en el coyotaje.

El líder agrícola sugirió no tomar decisiones apresuradas y trabajar con centros de acopio que no les presionen a vender la leguminosa en el momento. Por ello, resaltó, se debe reconocer el trabajo de centros de acopio de las asociaciones de agricultores que ofrecen servicios y dan diferentes opciones a los productores.

Asimismo señaló que existe una gran diferencia entre el costo del frijol en el supermercado, que ronda los 50 pesos por kilogramo, y el precio que se le paga al propio agricultor.

Por último, el dirigente agrícola destacó la marca creada por la Asociación de Agricultores del Río Sinaoa Poniente, que dirige Baltazar Aguilasocho, quienes cerraron la brecha entre el agricultor y el consumidor final, luego de crear la marca propia “Amara”.

“Son esos pasos los que tienen que dar los produtores y creo que no es de la noche a la mañana, tienes que buscar canales de distribución, tu marca, etc. Creo que lleva su tiempo, pero es la mejor decisión que se ha tomado y se tiene que tomar; recortar esa brecha y dar el paso al consumidor final”, concluyó.

COMENTAR ESTA NOTA